foto Voto Latino 2016

Entre lágrimas, miedo y activista político

Por Elizabeth Mora-Mass

foto Dream Act
Dream Act

New York. La Corte Suprema destrozó el legado Barack Obama para la comunidad inmigrante, diciendo en una sola frase que el presidente no puede expandir el programa para ayudar a los niños que llegaron aquí.

La decisión fue un baldado de agua fría para millones de jóvenes SOÑADORES y sus familias que esperaban un veredicto favorable.

El programa inicial que protege a los soñadores continúa vigente y los beneficiados no tienen problemas legales. El presidente anunció este programa en junio de 2015, después de que el congreso falló en convertir en ley el Dream ACT.

El 2014 Obama propuso la ampliación del programa presentado en el 2012. Pero 26 estados liberados por Texas demandaron al presidente y el circuito de apelaciones aprobó que Obama no tenía derecho para hacer la ley.

Entre sollozos, muchos de los asistentes a un evento organizado por la coalición de inmigración de Nueva York hablaron frente a la prensa. Decenas y joven latinos, asiáticos, africanos europeos, decían limpiándose las lágrimas que, las corte los traicionó.

“Mis padres pueden ser deportados. Ellos son musulmanes y tenemos mucho miedo debido a las propuestas que impulsa Donald Trump, de no dejar entrar a EE.UU. a ningún musulmán y de expulsar a los 11 millones de indocumentados”, dijo Pamela Chomba, una peruana que trabaja en el grupo SWD.us, fundado por Mark Zuckerberg, el dueño de Facebook.

Sólo nos queda trabajar por la reforma migratoria hasta el 2017 y exigir que el presidente esta vez si cumpla, expresó Chomba.

La joven se refiere al hecho de que Barack Obama se comprometió con los inmigrantes pero no cumplió.

Deja un comentario