Foto de la Suprema Corte New York

Culpable, culpable, culpable, el resultado de un juicio histórico para los jornaleros

Por Elizabeth Mora-Mass

Foto de la vigilia
Vigilia por la muerte de Carlos Moncayo frente a la Corte Suprema NY

New York. Con el veredicto de culpabilidad en todos los cargos, hoy terminó en la Suprema Corte de Nueva York el juicio contra la constructora Arco, acusada de homicidio negligente, homicidio involuntario y negligencia criminal, por la muerte de Carlos Moncayo, un trabajador de origen ecuatoriano de 22 años, hechos ocurridos en Manhattan.

“Culpable, culpable, culpable”, expresó el juez Kirke Barpley, en cuya corte se llevó a cabo el caso.

“Aunque es un caso inusual me basé en la evidencia presentada para dar el veredicto dijo Barpley, quien puso la fecha del 13 de julio de 2016 para dictar la sentencia final.

El caso fue expuesto por la fiscal asistente Diana Florence, quien en todo momento puso de presente la falta de seguridad de la obra donde Harco Constructions era el contratista general y Alfonso Prestia su capataz, la persona encargada de dar la orden de suspender las labores.

“Independientemente del resultado, este es sin duda el más importante caso para los trabajadores”,  a venido repitiendo Juan Carlos Ruiz, el coordinador de desarrollo de Win of the Spirit.

Es de anotar que la familia de Moncayo, llegada desde el Ecuador, estuvo presente durante el juicio.

Por su parte el mexicano Antonio Sanchez Guzmán, del proyecto de justicia laboral, afirmó que este juicio no es sólo por Moncayo y su familia, si no por todos nosotros”.

“Esta decisión en muy importante porque tenemos pendientes otros siete casos de compañeros asesinados por falta de garantías laborales, cuyos casos están en las cortes. También esperamos justicia por ellos”, dijo Omar Enríquez, organizador de la costa este de la Red Nacional de Jornaleros Organizados, ND Long.

Foto cortesía: Centro del Inmigrante – Fabio Ramírez.

Deja un comentario