foto del titulo

La republicana, la 1a. convención de Hillary Clinton

  • foto del logo
    Logo de la Convención Republicana

    Estalló la guerra civil entre los elefantes.

  • Tres facciones: Los Trumpistas, los conservadores de Cruz y los moderados.

  • Una convención sin propuestas y sin figuras nacionales.

Por Elizabeth Mora-Mass.

foto de Giuliani
Rudy Giuliani, ex alcalde de la ciudad de Nueva York, de 1994 a 2001

New York. La republicana fue sin duda alguna, la 1a. convención política que tuvo como su protagonista a Hillary Clinton. La Secretaria de Estado fue citada casi dos veces que el propio candidato oficial del partido Donald Trump.

foto de Chris Christie
Chris Christie, Gobernador de Nueva Jersey

Además, ninguno de los asistentes a la convención presentaron programas para mejorar la economía, para crear empleos, ni para mejorar la seguridad interna y externa de la nación.

Con apenas unas cuantas figuras de renombre nacional, la Convención Republicana puso la primera regla de la propaganda política: La Ley del Enemigo Unico, obviamente Hillary Clinton a quienes Rudy Giuliani, Paul Ryan, los senadores y representantes que hablaron la atacaron sin piedad.

Pero fue Chris Christie el Gobernador de New Jersey el encargado de armarle un sumario público y llevarla a juicio para descalificarla para la presidencia. “Culpable”, culpable, culpable, gritaba la muchedumbre ante las acusaciones del gobernador, por el cierre del puente George Washington hace dos años.

Y todavía hay más. Al Baldasaro, un consejero de Trump pidió “ejecutar a Hillary Clinton por traición”. Mientras que el congresista por Iowa, Steve King dijo que: «los viejos blancos que regulan el partido republicano pregonan la supremacía de su raza», a la vez que llamaba al resto de los habitantes de los Estados Unidos sus grupos de gente que ha contribuido muy poco a la civilización.

Lo más destacado fue la presencia de Peter Thiel, un magnate de las comunicaciones quien dijo «Estar orgulloso de ser gay republicano, pero sobre todo americano». Su presencia está en contra de los principios de la agenda republicana que no acepta el matrimonio gay.

La guerra civil

foto de Mitt Romney
Mitt Romney, ex gobernador del estado de Massachusetts, apoya a Donald Trump

La guerra civil entre los elefantes (el signo del partido republicano) comenzó hace dos meses, cuando los ex presidente George Bush y George W. Bush, el Gobernador Jeff Bush, el ex gobernador Mitt Romney, el senador John McCain y otras figuras moderadas del partido anunciaron que no asistirían.

La guerra se agravó el primer día de la convención. Varias docenas de delegados de nueve estados exigieron a gritos cambiar las reglas de la votación interna para cambiar el nombre de Donald Trump como nominado oficial republicano. El movimiento Never Trump, perdió frente a los jerarcas del partido, motivo por el cual delegados de Colorado, Virginia y Utah, abandonaron el recinto.

El ex alcalde de Nueva York, Rudy Giuliani, salvó la noche para decir “lo que yo hice por New York, Donald Trump lo hará por Estados Unidos”, mientras Trump emergía entre el humo para saludar a la multitud y abrazar a Giuliani.

Sin embargo, la nota fuerte de la noche, fue el discurso de Melania Trump, quien usó varias frases del discurso dado por Michael Obama en la convención demócrata de 2008.

foto de Melania y Michelle Obama
Melania Trump, es confrontada por los medios con el discurso de Michelle Obama 2008

Ardió Troya

Los medios se vinieron encima de la esposa de Trump, alegando que había copiado el discurso, mientras la campaña alegaba que no había sido una copia sino que eran “frases comunes y corriente”. Como una sola, las cadenas de televisión pusieron a las dos damas a pronunciar el mismo discurso, para que la copia de Melania se viera clara.

Los republicanos entonces optaron por atacar al unísono a Hillary Clinton, alegando que la violencia y el peligro que hay en cada región del mundo se debe por la falta de criterio y las decisiones que tomó Hillary Clinton como secretaria de estado de los Estados Unidos.

foto de Ted Cruz
Ted Cruz, Senador de los Estados Unidos, de padre cubano y madre estadounidense

Cruz se niega apoyar a Trump

La noche del miércoles tampoco fue una perita en dulce para los republicanos. El Senador Ted Cruz, llegó a Cleveland dispuesto a cobrar caro las afrentas del Donald en contra de su esposa, sus hijas y su padre.

Cruz comenzó con un discurso sobre los valores tradicionales del partido republicano y lo culminó diciendo que “para aquellos que me están oyendo por favor no se queden en casa en noviembre. Voten a consciencia”, mientras la muchedumbre lo abucheaba y a su esposa la sacaba el servicio secreto de Estados Unidos en medio de gritos e insultos de los asistentes a la convención.

foto de Ivanka Trump
Ivanka Trump, presentó el mejor discurso de la convención republicana

Por su parte Trump dijo que no le importaba lo que Cruz había hecho: “Seré el hombre fuerte contra el crimen y los corruptos. Todos sabemos que el legado de Hillary Clinton es muerte, destrucción, terrorismo y debilidad”.

Es de destacar que los cuatro hijos de Donald Trump hablaron durante la convención, no solo lo hicieron bien sino en forma muy convincente. Para muchos, el mejor discurso de la convención fue el de Ivanka Trump hizo de su padre.

En su discurso Donald Trump repitió estas mismas palabras en varias ocaciones contra Hillary Clinton. (ver nota aparte).

De igual manera, vale la pena destacar que el Alguacil Arpaio fue uno de los oradores de fondo, en la última noche de la convención, lo que fue calificado como una verdadera bofetada para los inmigrantes latinos.

La pregunta que queda después de esta convención es ¿Lograrán los republicanos superar sus divisiones internas para elegir a Donald Trump en noviembre?

Deja un comentario